martes, marzo 27, 2007

Miedo, miseria y muerte

Hace cuatro años la revista The Economist, a propósito del desgajamiento de la estatua de Saddam Hussein, publicó una palabra en su portada: Némesis. La misma revista dice en su más reciente número: ‘Cuán diferente se ve cuatro años más tarde. La invasión ha sido tanto la némesis de Gerorge Bush como la de Saddam. La rápida conquista ha sido seguida por la guerrilla y luego la guerra civil. El discurso de la victoria ha dado paso al discurso sobre cómo poner límites a un desastre. La debacle ha minado las carreras de Donald Rumsfel y Tony Blair, ha emponzoñado la presidencia de Bush y dañado gravemente al partido Republicano. Lo que es peor, le ha infligido miedo, miseria y muerte a quienes iban a ser sus beneficiarios’.

Está bien que The Economist reconozca que se equivocó hace años. Está mal que todavía piense que la invasión iba a tener beneficiarios en Irak. Es grave que se haya dado cuenta de la tragedia hasta 650,000 muertos y cuatro años más tarde.

2 comentarios:

Goathemala dijo...

¡Ole!

Quintus dijo...

Leí ese artículo cuando salió, pero no estoy de acuerdo con que ellos hayan reconocido que se equivocaron. Dijeron nada más (algo así), que no habían sido capaces de "imaginar" que los iraquíes habrían de estar peor durante la ocupación que bajo la tiranía de Hussein. Ellos, como la revista más importante del mundo, también habrán de tener responsabilidad histórica por la cagada de Irak.