sábado, enero 13, 2007

Un proceso intachable

Los hechos son ejemplares: la orden de detención emitida por Interpol de Madrid se produjo y a las pocas horas María Estela Martínez, conocida como Isabelita Perón, fue detenida y llevada ante el juez. La petición de arresto había sido librada el día anterior por un juez argentino. Poco después la Audiencia Nacional Española decretó la libertad provisional con presentaciones quincenales, tomando en cuenta las circunstancias de edad y salud de la encausada.

España es un país donde se respeta la ley y el juez le había preguntado a Isabelita si deseaba ir a Argentina; como ella se opusiera, comenzó el proceso ordinario de extradición, que puede alargarse todo lo que sea posible. Pero está detenida.

A Isabelita la reclama la justicia por la firma de tres decretos, en 1975, que propiciaron la desaparición de personas y por el caso específico de Héctor Aldo Fagetti Gallego, desaparecido en 1976. El presidente Kirschner dijo que los argentinos deseaban reconciliación pero con verdad y sin impunidad.

Así también son los procesos en Guatemala.

2 comentarios:

Goathemala dijo...

Eso sí, pero nuestra clase política está dándose mamporros hoy sí y mañan también.
Saludos.

Eowin dijo...

No es oro todo lo que reluce.., como dice nuestro amigo..la clase politica no hace otra cosa que poner en tela juicio la independencia del poder Judicial..los que nos puede producir una gran dolencia..pues como puede susistir una democracia si la independencia de la justicia no se da o se cuestiona.

Gracias por darnos un punto de vista desde el exterioro donde la inforamcion no esta tan seggada.